Síndrome de Kruppe errores de la medicina clasica

 

Según la medicina convencional, el” Síndrome de Kruppe” o simplemente” Crupe“, “Es una dificultad respiratoria acompañada por tos “perruna”. Esta afección, que es una inflamación alrededor de las cuerdas vocales, es común en bebés y niños, y puede tener diversas causas“.

Según la medicina convencional, la causa se atribuye generalmente a un virus, aunque pueden existir otras causas: “El crup viral es el más común. Otras posibles causas abarcan bacterias, alergias o irritantes inhalados. El crup también puede ser desencadenado por el reflujo gástrico“.

Esta enfermedad “tiende a presentarse en niños entre los tres meses y los cinco años de edad, pero puede ocurrir a cualquier edad. Algunos niños son propensos al crup y lo pueden padecer varias veces“.

Aquí analizaremos solo el Crupe viral (no el originado por otras causas, como irritación o reflijo gástrico). Antes de explica el Crupe según la NMG, es importante conocer un poco la anatomía de la larginge. La siguiente imagen nos da una idea general de su anatomía:

En la NMG, la laringe se puede ver afectada por uno de cualesquiera de los siguientes conflictos biológicos:

1)Conflicto biológico de miedo, susto o pánico (por ejemplo, un susto repentino “que nos deja sin habla”. En niños, puede deberse un miedo por alguna película de terror que hayan visto, o miedo a algún animal o familiar o, por ejemplo, a payasos o Papá Noel).

2)Conflicto biológico de amenza en el territorio (miedo a la invasión de nuestro espacio personal, de nuestras propiedades o ambiente. En niños, puede deberse a un miedo relacionado con los padres).

En la fase activa del conflicto (es decir, mientras el miedo persiste), la laringe sufre una ulceración que puede afectar también las cuerdas vocales. Esta fase generalmente pasa desapercibida.

En la fase de curación (es decir, cuando se ha resuelto el miedo) aparece una inflamación de la laringe (laringitis), y la enfermedad de Crupe “viral” puede ser diagnosticada.

En los casos crónicos de esta enfermedad, lo que sucede es que hay una recaída continua en el conflicto, es decir, hay una situación que se repite con cierta frecuencia en el entorno del paciente, y que reactiva el conflicto produciendo breves recaídas. La solución de cada recaída provocará la laringitis.

La solución de casos crónicos pasa por identificar la situación que causa la recaída del conflicto, y en evitarla definitivamente.

Independientemente de cualquier tratamiento médico sintomático que se aplique, es importante siempre intentar conocer cuál fue el conflicto original, qué situación lo causó, y evitar en lo posible situaciones similares.

En niños, generalmente, cuando crecen, desaparecen estos problemas porque ya no reaccionan de la misma manera ante la situació amenazante que causó el conflicto original. Por ejemplo, si el niño pequeño tenía miedo a los payasos, cuando sea mayor, es muy probable que ya no tenga miedo alguno de los payasos, y su conflicto quedará definitivamente resuelto. Por supuesto, esto dependerá del conflicto original, y del daño o trauma que haya causado, el cuál puede durar por toda la vida.

En conclusión, además de cualquier tratamiento sintomático que se emplee, debe buscarse la base conflictiva de la laringitis, especialmente en casos crónicos. De esta manera, la curación definitiva será posible.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s